Regalar flores lleva el sello de Bilbao

Venta de flores - Bilbao

Los habitantes de la capital vizcaína se han convertido en los que realizan más encargos de ramos en toda España a la red de ‘solucionadores de problemas’

Obsequiar flores es casi siempre una apuesta segura. Da igual que sea día de San Valentín, un cumpleaños, la llegada al mundo de un recién nacido… ¿O acaso no son muchos los que ya piensan en este clásico regalo a falta de unos pocos días para que se celebre este domingo el Día de la Madre? Sin duda, las flores son el mejor vehículo para transmitir una emoción, para mostrar reconocimiento y satisfacción, o para expresar disculpas. Y poco a poco los vascos hemos ido recurriendo a esta forma de expresión, hasta tal punto que Bilbao se ha convertido en la ciudad de España que más encargos de este tipo ha realizado al ya famoso colectivo de ‘solucionadores de problemas’.

La capital vizcaína destaca sobre todo por sus encargos románticos. “Generalmente son hombres que quieren enviar un ramo de flores a su mujer al trabajo o sorprenderla con algún detalle especial”, explica al diario ‘Deia’ Daniel Brandi, uno de los promotores de la plataforma de ‘solucionadores’ Etece. Los pedidos de flores se disparan especialmente el 14 de febrero y el Día de la Madre. Pero también se recurre a estos profesionales para solventar problemas cotidianos. Por ejemplo, las mujeres demandan personas que les ayuden con las pequeñas chapuzas en casa, mientras que los hombres solicitan personal que se encargue de tareas domésticas como planchar o limpiar.

Cada encargo a ‘solucionadores’ como Etece es un fiel reflejo de la identidad cada ciudad. En Valencia piden personas que sepan podar palmeras, en Sevilla buscan ojeadores que localicen los mejores sitios para seguir las procesiones de Semana Santa y en Madrid se demandan personas dispuestas a hacer largas cola para comprar la entrada de un concierto. ¿Curioso, verdad? Bilbao, sin embargo, exhibe su lado más sensible y romántico a través de las flores. Una moda que poco a poco ha ido calando con fuerza en la villa.

Foto: Marcp Dmoz Vía: Photopin

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

No hay comentarios, añade uno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*