La obra teatral ‘Los Huerfanitos’ repite éxito a su llegada a Bilbao

teatro-los-huerfanitos-bilbao

En una fría y lluviosa tarde invernal, el pasado sábado el Social Antzokia de Basauri recibía a ‘Los huerfanitos’, una obra basada en la novela homónima de Santiago Lorenzo. Tras haber colgado el cartel de “no hay entradas” en el Festival Internacional de Teatro de Vitoria-Gasteiz, el equipo dirigido por el maestro Mikel Gómez de Segura llenaba las tablas de la localidad vizcaína con una sátira del teatro y de la economía.

Desde su inicio, con la entrada de los tres hermanos desde la platea, el asistente se traslada al teatro del señor Ausias Susmozas, convirtiéndose en un espectador invisible. Por primera vez, después de más de dos décadas, con motivo del fallecimiento de su padre, los tres hermanos Susmozas se reúnen dispuestos a recoger un consuelo monetario que compense el nulo cariño que les dispensó su progenitor. He aquí cuando empiezan una descacharrante e hiperbolizada serie de desdichas narradas con mucho humor y grandes dosis de veneno. La muerte de su padre les deja en herencia un teatro hipotecado, y si no logran saldar su deuda, el banco se quedará con el inmueble.

Descartando la opción de aceptar la deuda y pagar los 360.000 euros, los tres hermanos determinan reflotar el teatro con la representación de ‘La vida es sueño’ de Don Pedro Calderón de la Barca. Sin dinero y con la ayuda de los dos veteranos empleados del teatro, los hermanos Susmozas se disponen a superar las adversidades y a sacar el teatro adelante, por el cual podrían llegar a sacar cinco millones de euros, viendo así cumplidos muchos de sus sueños.

Con un mayúsculo número de interacciones de diálogos, los 7 principales intérpretes (Javier Alcorta, Josean de Miguel, Rafael Martín, Charo Martínez, José Ruiz de Azúa, Carmen San Esteban y Gaizka Ugarte) mantienen la continua atención de los concurrentes. Con 6 cortes de escena que nos trasladan en el tiempo a lo largo de la historia, se crea una agradable fusión de humor y drama.

Como punto negativo destacar el final de la obra, la cual mantiene un gráfico ascendente hasta un final en el que el argumento se desinfla. Como puntos positivos, realzar la dificultad de intervención de diálogo de todos los personajes y recalcar la gran interpretación de Rafael Martín y José Ruiz de Azúa, alzando a lo más alto la personalidad de sus respectivos personajes.

Un atractivo argumento, acompañado de intérpretes de primer nivel la obra merece mi recomendación.

facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

No hay comentarios, añade uno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*